Respira

Hasta que Françoise Mézieres creara el concepto de cadena muscular y revolucionara el enfoque global del cuerpo, este era tratado como una serie de fragmentos no conectados entre si.

Desde entonces, gracias a sus observaciones y práctica clínica, sabemos que los músculos trabajan como eslabones de una misma cadena, al estirar o contraer uno de ellos, el resto de eslabones se ven afectados.

Nuestra postura, así como los movimientos que realizamos vendrán influenciados por el buen equilibrio entre esos eslabones, dando lugar a dolores y patologías cuando no hay un equilibrio óptimo.

Sabemos que el estrés, el sedentarismo y los malos hábitos posturales, entre otras cosas, están detrás de la mayoría de dolencias.

En “Respira” combinamos aspectos del Método de Mézieres con el Hipopresivo. En ambas la respiración juega un papel imprescindible.

Una buena movilidad del diafragma, principal músculo implicado en la respiración, va a repercutir a varios niveles: postural, visceral, emocional…
 
Mediante una respiración consciente y una serie de posturas ayudarás a tu cuerpo a mantener ese equilibrio que a veces por nuestro ritmo y estilo de vida perdemos.

Permítete “Respirar” de forma consciente al menos 45 minutos al día y me cuentas los resultados.

BENEFICIOS

Mejora la elasticidad y flexibilidad

Equilibra el tono muscular

Reduce lesiones musculares y articulares

Previene y reduce dolores de espalda

Mejora la consciencia corporal

Reduce el estrés y la tensión emocional

Mejora la función respiratoria